ENTREVISTA A INTELIGENCIA VIAJERA

Muy buenas a todos nuestros Aventureros Viajeros ¿Qué tal estamos? Esperamos que genial e incréiblemente bien.

Hoy estamos deseosos de poder compartir con vosotros esta gran entrevista que le hemos hecho a una de las personas más influyentes en el mundo del viaje en Internet.

Antonio es un aventurero que está a cargo de uno de los portales web más importantes de viajes toda red . Su nombre es Inteligencia Viajera. Y seguro que muchos de vosotros ya lo conocéis.

En este sitio, aprenderéis a viajar, a convertiros en nómadas digitales, a conocer a otros viajeros y muchísimo más.

Sin embargo, para que voy a estar haciendo muchas más presentaciones si os lo puede contar Antonio en persona ¿Estáis listos? Allá vamos !!!

-Define quién es Antonio brevemente

Soy Antonio G., un inconformista que lucha por sus sueños con una pasión, VIAJAR.

Decidí salirme del camino marcado en un trabajo mal pagado como arquitecto. Ahora soy nómada digital y llevo una vida minimalista que me encanta.

Gracias a esa decisión disfruté de una vuelta al mundo de 1.013 días. Estuve casi 3 años viajando sin fecha de regreso en los que trabajaba online dos días a la semana.

Así mismo, este año también he recorrido parte de África durante 3 meses. En total ya he recorrido 67 países.

Mi objetivo era viajar con libertad y en 2015 alcancé mi primer objetivo: lanzar Inteligencia Viajera, un blog de viajes un tanto diferente.

Pero después vino la Escuela Nómada Digital (END), la primera escuela de nómadas digitales en habla hispana para quienes quieran trabajar desde su casa o desde cualquier lugar del mundo. Es una escuela dedicada a aquellas personas que quieren convertirse en nómadas digitales, montar un negocio online desde cero, o desarrollar una nueva profesión emergente.

Tras esos proyectos comencé otros: en forma de agencia de lanzamientos online (Agencia Trébol Digital), agencia de viajes (Desafío Zero), empresa de búsqueda de vuelos (Club Nómada) y plataforma de resúmenes de libros (Leader Summaries)

Con estos proyectos he facturado más de 7 millones de € y trabajando 138 horas/mes. Y lo mejor, junto a mi equipo hemos ayudado a más 6.500 personas repartidas por 83 países.

Puedo decir que he cumplido mi sueño de ser libre económica, temporal y geográficamente. Y ahora me dedico con pasión a mis proyectos disfrutando de la vida seminómada junto a mi chica en un ático en Tenerife con vistas al mar.

Entrevista por un Mundo Mejor #7: Antonio G (Creador del exitoso Blog Inteligencia  Viajera) – Algo más que un viaje


-Contad a qué os dedicabais antes de embarcaros en el proyecto de Inteligencia Viajera.

En 2014 salí de la universidad como arquitecto. Empecé intentando ganarme la vida con lo primero que se me ocurrió y que ya sabía hacer: tocar la trompeta y dar clases particulares.

Con la trompeta actuaba en la calle, en eventos y en semana santa, y con las clases particulares enseñaba geometría descriptiva y física a alumnos que se estaban preparando para las pruebas de acceso a la universidad.

Poco tiempo después empecé a prepararme para emprender en un negocio online que me permitiese cumplir mi gran sueño: dar la vuelta al mundo y vivir viajando.

De ahí nació Inteligencia Viajera.


-Antonio, ¿Cuál fue el motivo principal por el que decidiste fundar Inteligencia Viajera?

El motivo fue cumplir mi sueño de visitar todos los países del mundo sin fechas ni ataduras.

Necesitaba diseñar una estrategia que me permitiera trabajar desde cualquier lugar del mundo para viajar sin fecha de regreso. Una forma de generar ingresos que me permitiera viajar y cumplir mi sueño a la vez, pero además, sentirme realizado y feliz. Quería dedicarme a algo que me apasionara.

Por eso, en 2015 lancé el proyecto Inteligencia Viajera, para decirle al mundo que otra forma de ver y vivir la vida es posible.

Con 17 años no tenía ni idea sobre qué hacer con mi vida y me metí a arquitectura. En la universidad me prepararon para un mundo que ya no existía. La era industrial ha dejado pasado a la era de la información, y no hay vuelta atrás. Además, el 80% de los trabajos que conocía iban a dejar de existir en los próximos 15-20 años.

Viajando por toda Europa conocí muchas personas que habían tomado un camino diferente, más libre, más difícil y menos conocido. Pero eran mucho más felices.

Decidí crear Inteligencia Viajera para hacer real mi sueño, vivir viajando, pero va más allá, mi propósito era hacer creer al resto con mi ejemplo, que esto no es una utopía, es real y cualquiera puede ganar dinero online aportando mucho valor a sus clientes.


- Antonio, ¿Cómo conociste a Cris?

Nos conocimos un 13 de octubre de 2014, pero no fue hasta febrero del 2015 cuando nos volvimos a encontrar en una fiesta de reggae en Granada. 😉

Hasta aquí puedo contar. Para más info: Feliz cumpleaños Chispy.

-¿Qué lleváis en el equipaje siempre que os vais de viaje?

Te puedo decir que lo que no nos falta nunca es la cámara de fotos y el dron. Como ya sabrás soy un fanático de la fotografía.

Yo viajo con una mochila de 50 litros y nunca llevo la mochila llena.

Hice un listado de cada cosa que llevo en: Qué llevar en la mochila para vivir viajando. Es increíble lo que puede caber en una mochila.

-¿Cuáles son vuestras mayores aficiones?

Fotografía, gastronomía, arquitectura, desarrollo personal, música y wellness center 😛


-¿Cuáles son las diferencias que notáis de vuestro trabajo actual al anterior?

Como comenté, en mi caso no tuve un trabajo anterior por cuenta ajena como tal que pueda comparar con el de ahora. Me lancé y emprendí directamente nada más terminar mis estudios de arquitectura.

Pero vamos, puedo imaginar lo que hubiese pasado si me hubiera conformado con un trabajo convencional. Y es que me hubiera sentido encerrado. Sentiría impotencia, tristeza, y rabia y querría cambiarlo a toda costa.


-¿Qué es lo mejor de vuestra nueva vida?

Principalmente, ser dueño de mi tiempo. Tener 100% flexibilidad y trabajar cuando quiera.

Poder desarrollar mi trabajo desde cualquier lugar del mundo es maravilloso.

Además, he logrado automatizar un negocio y delegar parte de él, por lo que hay ingresos que vienen en automático, aumentando aún más mi libertad.

Y, actualmente, vivir frente al mar.

Empleos emergentes. Los mejores trabajos actuales y del futuro - Valencia  Plaza


-¿Qué es lo peor de vuestra nueva vida?

Sin duda echar de menos a tu gente cuando pasas una larga temporada fuera de casa. Por suerte, en nuestro caso, nos tenemos el uno al otro y vamos mano a mano, pero en muchas ocasiones se echa en falta a la familia y amigos.

Echábamos de menos situaciones o rutinas que cuando estás de viaje por mucho tiempo, te gustaría parar y volver a esos instantes: unas cervezas con los amigos o unas tapas con la familia sería un elemento genial a incorporar en un largo viaje.

Además, mientras viajábamos, una de las cosas que más costaba era no tener unas vacaciones 100% reales. Vivimos de “vacaciones” y trabajando a la par. A excepción de cuando recorrimos una parte de los Himalayas que, debido al peso, decidimos no llevar los portátiles. Pero igual estábamos en un trekking exigente, que tampoco se podría considerar “vacaciones” como tal.

Además, el tener que llevar sí o sí tu equipo, tu material de trabajo (Mac, cámara fotográfica, dron...) vayas donde vayas es a veces pesado. No se te puede olvidar nada.

Y, en ocasiones, es un poco caótico gestionar el tiempo de una manera adecuada si estás cambiando de país todos los meses o cada varias semanas. Es complicado, por ejemplo, gestionar citas con clientes por los desplazamientos, por la mala conexión, etc. Como el caso de la productividad. Es también algo más complicada al moverte sin parar. 

Por eso decidimos cambiar nuestra forma de viajar después de casi 3 años de vuelta al mundo. Combinar temporadas de viaje con temporadas establecidos en algún lugar, como ahora mismo que hemos montado nuestra base en Tenerife.

Entrevista a Antonio G de Inteligencia viajera | IATI Seguros


-¿Se puede realmente vivir viajando y si es así, qué dificultad y riesgos acarrea?

Por supuesto. Qué te voy a decir yo que estuve casi tres años dando la vuelta al mundo con Cris mientras trabajábamos, ¿no?

Sí, se puede vivir viajando, solo necesitas formarte y trabajar para crear tu fórmula perfecta: pasión, formación y dedicación.

Muchas veces no es fácil, hay que sacrificar ciertas cosas para tener otras recompensas, pero sí, es posible.


-¿Cómo suele ser vuestra rutina diaria?

Me suelo tomar las primeras horas de la mañana libre para hacer un poco de ejercicio, estiramientos, meditar, afirmaciones positivas y agradecimientos y un poco de natación en aguas abiertas.

A partir de aquí ducha, desayuno y comienza la jornada laboral, a veces de una hora, a veces de 16.

Antonio G., el éxito en los tiempos cambiantes | Le Miau Noir



-¿Qué es para vosotros perseguir un sueño?

Es imprescindible. Es lo que hace levantarte cada día con alegría y energía. Con ganas.

Hay que diseñar ese sueño y tenerlo siempre en mente para no perder esa motivación que haga moverte.

-¿Qué consejos le daríais a una persona que quiere hacer lo mismo que tú?

Le diría que leyese este post y a partir de aquí comenzara una formación. Invertir en ella misma y en desarrollarse personalmente y profesionalmente hasta que consiga vivir de lo que realmente le llena.

-¿Qué le diríais a una persona que se ha rendido y ha dejado de soñar?

Simplemente que no se rinda. Que vuelva a dar el paso.

Le diría ¡actúa!

Si tu sueño es muy, muy grande, divídelo y haz una pequeña prueba, pero lánzate a hacer algo, por pequeño que sea comparado con el objetivo final.

Lo más importante es que enciendas la primera mecha, la primera llama.

No te quedes sentado esperando a poder dar tu primera vuelta al mundo o viajar sin fecha de regreso, o cualquiera que sea tu sueño.


-¿Qué significa para vosotros el proyecto de la vuelta al mundo?

Ha sido cumplir un sueño. Un sueño que se ha convertido en un proyecto de vida y continúa.

El negocio de los freelance online


-¿Cuánto dinero os está costando dar la vuelta al mundo?

En mis informes mensuales describo escrupulosamente todos los gastos del viaje así como la facturación de Inteligencia Viajera y los gastos del proyecto.

Para embarcarte en una aventura lo único que necesitas es querer hacerlo, el dinero así como el resto de incógnitas de la ecuación no son importantes, puedes prescindir de todas ellas si quieres. He viajado cuando no tenía un duro y también ahora que gano dinero gracias a internet.

Para viajar sin fecha de regreso tienes tres opciones: Ganar dinero mientras viajas, gastar lo menos posible o incluso viajar sin dinero o, por último, la combinación de ambas.

Este granadino te enseña a dar la vuelta al mundo ganando dinero | Viajes |  EL MUNDO


-¿Cuál ha sido el mejor momento para vosotros de la vuelta al mundo?

Hay muchos momentos que no olvidaremos en nuestras vidas: cuando saltamos de un avión en Queenstown (Nueva Zelanda); nadar con ballenas en Tonga; sobrevolar en helicóptero el Gran Cañón; recorrer la Costa Oeste de Estados Unidos en un Mustang; subir al volcán de Jeju Island en un trekking completamente nevado, en Corea del Sur… Uff no sabría elegir.

O, siempre recordaré cuando pasé mi cumpleaños en Tokyo junto a mi familia, mi mejor amiga, y Cris.


-¿Cuál ha sido el peor momento para vosotros de la vuelta al mundo?

Pues igualmente no sabría decirte. Ahora me viene a la cabeza cuando me mordió un perro en Myanmar, o cuando a Cris un bicho le hizo una herida increíble. O cuando en Taiwan me tuvieron que operar de apendicitis.

Pero bueno, ahora no pasan de ser unas anécdotas más del viaje. Y te hace recordar lo importante que es tener un buen seguro que te cubra… Nosotros viajamos con Iati Seguros ¡y menos mal!


-¿Qué ha aportado a vuestra personalidad y carácter este nuevo modo de vida que se basa en el viaje?

Para mí viajar es aprender. 

Aprendo nuevas cosas cada día porque no estoy en mi zona de confort. Me enfrento a no saber qué voy a comer en unas horas, a no saber dónde voy a dormir mañana, o a tener una nueva moneda cada mes. 

Estos retos y cambios continuos me hacen sentir vivo, tener activa siempre la ilusión, y nunca quedarme estático. Mantener una vitalidad constante, que no es nada fácil. 

Ver cómo gente de otros países vive su día a día, duerme, come, o se relaciona, me inspira constantemente. Me hace ganar en intensidad, en conocimiento, en tolerancia… Me aporta muchísimos valores y sensaciones inigualables.

Es magia. 🙂

Además, hemos desarrollado una vida intensamente minimalista. He vivido con menos de 60 cosas y Cris con menos de 80. Todo lo llevábamos en dos mochilas de 50 y 40 litros respectivamente, y a medida que pasaban los días necesitábamos menos cosas.

De hecho, hemos ido regalando y tirando ciertos objetos con los que comenzamos a viajar y ya no necesitamos. Cada vez que sacábamos algo, es como una preocupación menos en la cabeza. Incluso hemos aplicado este minimalismo material a otros campos mucho más interesantes como el personal, el profesional o el espiritual.

Aprender a desapegarte de todo y de todos ha sido una de las mejores experiencias de este viaje.

Las fotos más íntimas de Antonio G. [INTELIGENCIA VIAJERA]

-¿Habéis desarrollado ese instinto o “sexto sentido viajero” del que tanto se habla?

Ese instinto es diferente en cada persona, pero sí, cualquier persona que viaje, y más en plan mochilero, gana unas habilidades formidables que no serían posibles sin moverte de tu zona de confort.

-¿Cómo es la gente por ahí fuera? ¿Os han sorprendido las personas a las que os habéis encontrado?

Muchísimo. Otra gran lección que aprendes al viajar es que hay más gente buena ahí fuera que mala. Las personas, sin duda, es lo mejor que te llevas al viajar. Algunas me las llevo en mi corazón para toda la vida.


- ¿Qué es la escuela digital Nómada y qué objetivos tiene?

En la END he diseñado una hoja de ruta para que cualquier persona sea capaz de reinventarse y convertirse en nómada digital para generar ingresos online, mientras trabaja desde cualquier parte del mundo.

Es una formación integral en la que mezclamos 6 secciones de desarrollo personal y profesional:

  1. Autoconocimiento
  2. Empleos emergentes
  3. Implementación del trabajo online
  4. Educación financiera
  5. Formación para la salud propia
  6. Travel Hacking

Y esto no quiere decir que un nómada digital tenga que vivir viajando constantemente como yo. Tengo alumnos que se han convertido en nómadas para tener una mejor conciliación familiar, pasar más tiempo con sus hijos o con su pareja o, incluso, mudarse al campo para disfrutar de una vida más tranquila gracias a trabajar en su casa.

La cuestión es conseguir esa libertad geográfica y de horarios que un trabajo tradicional de oficina no te aporta.

Aquí se pueden ver todos los cursos para trabajar desde casa o desde cualquier lugar del mundo.


-¿Cuáles son los viajeros que más os han inspirado y por qué?

Uff muchos. Afortunadamente, el mayor beneficio personal ha sido poder desvirtualizar a personas que eran auténticos ídolos para mí.

Gracias a las entrevistas en las Charlas Viajeras pude conocer a 

Aniko Villalba, a Rubén y a Lucía de Algo que Recordar, a Pablo e Itziar de Un gran Viaje, a Raimon Samsó, a Ángel Alegre...  Y no solo eso. Posteriormente pude coincidir con muchos de ellos y conocerlos en persona en Madrid y Barcelona.

Conocer a tus ídolos, a gente de carne y hueso que ya ha conseguido lo que tú quieres, es un auténtico subidón.

Vivir viajando. Entrevista con Antonio G. de Inteligencia Viajera - Parte 1


-¿Qué recomendarías a una persona que quiere vivir viajando en un futuro?

Ponerse en marcha, paso a paso enfocado, trazando un mapa previo, invirtiendo en formación y actuando.

Veo a diario a personas que logran transformar su estilo de vida a través de sus pasiones y su trabajo en blogs, por lo que le animaría a seguir adelante con su propósito.

Para ello lancé la guía de 50 ideas geniales y probadas para ganar dinero mientras viajas.

Y en este artículo expliqué las distintas formas de poder trabajar desde cualquier lugar del mundo necesitando tan solo internet.

La mejor manera de ver como se hace realidad lo que aún solo te parece un sueño es, por un lado, comprobar por sí mismo los casos de personas que han demostrado que es posible. En el blog tenemos un montón de inspiración para esos días en que le parezca que no puede hacerse. 

-¿Nos podéis adelantar en exclusiva algún nuevo proyecto o iniciativa?

Bueno, acaba de salir del horno, pero aquí tenéis lo que tenemos entre manos 😉  Grupo Helix.

Inteligencia viajera - El vuelo de Apis | El vuelo de Apis


-¿Que pensáis de nuestro proyecto "LA GRAN TRAVESÍA"?

Tenéis un plan maravilloso como es cruzar América, lo vais a disfrutar muchísimo y va a ser una de las mayores experiencias de vuestra vida.

Me encanta ver como las personas se atreven a ir a por su sueño y vosotros sois un gran ejemplo, ¡ya nos iréis contando!

Y hasta aquí la entrevista a Antonio. Agradecer a Antonio y a todo el equipo de Inteligencia Viajera, la calidad humana y el cariño con el que siempre nos han tratado.

Sin duda alguna, no solo ha sido una entrevista sino que también es para nosotros una lección de vida y todo un privilegio poder haber realizado esta colaboración que nos impulsa a seguir siempre hacia nuestro objetivo final y nuestros sueños.

Esperamos que os haya encantado, no olvidéis suscribiros a nuestra página web y a nuestro canal de You Tube que lo tendreís aquí. Al igual que seguirnos en Instagram, Twitter y Facebook donde colgamos un montón de cosas chulísimas diariamente relacionadas con el mundo del viaje, la motivación y la aventura.

Como siempre os decimos, que los vientos os sean favorables en vuestras futuras travesías. Hasta el próximo post !!!

Las travesías de "traveleandola"-Entrevista a Mati y Mel

Muy buenas a todos nuestros aventureros viajeros ¿Qué tal estamos? Esperamos que estéis genial y que estéis llevando la situación actual lo mejor posible.

Hoy nos complace poderos traer una nueva entrevista para nuestro blog a dos grandes viajeros que estamos seguros que os van a llegar hasta el corazón. Antes de comenzar la entrevista, deciros que la podéis ver íntegramente en nuestro canal de You Tube, pinchando aquí.

Matty y Mel son dos viajeros argentinos que desde hace ya un tiempo son pareja y comparten todas sus aventuras. Son los artífices del canal de You Tube y de un perfil de Instagram llamado "Traveleandola" (tendréis los enlaces de sus redes sociales al final de la entrevista). Hace unos meses, a través de internet, decidieron compartir todas sus aventuras. Y no les ha ido nada mal, puesto que ya cuentan con más de 6500 seguidores en Instagram y 70 suscriptores en You Tube.

Son viajeros incansables que han viajado por muchísimos países como Estados Unidos, Chile, México, Colombia y un largo etcétera que se suma a su experiencia en el trekking y en rutas de senderismo. Así que, sin más preámbulos, vamos a pasar a la entrevista para que los conozcáis más a fondo !!!!

¿Cómo os definiríais el uno al otro?

Matty: Mel es el espíritu salvaje y aventurero de todos los viajes que hacemos. Está dispuesta siempre a investigar lo inhóspito y a descubrir lo inexplorado. Le encanta que todos los viajes tengan algo de aventura, es decir, sorpresas que no nos esperábamos y que tengamos que lidiar y hacerles frente sobre la marcha. En definitiva, es "el corazón" y el impulso viajero.

Mel: Yo a Matty lo definiría como una persona tenaz, meticulosa y que piensa en todo fríamente sabiendo y analizando en todo momento las consecuencias que pueden producir determinados actos a lo largo de un viaje y/o una aventura. En definitiva, es una persona muy calculadora y que le gusta, en gran parte, tener la situación bajo un relativo control. Es también una persona muy inteligente e ingeniosa a la que siempre se le ocurren grandes ideas que hacen de los viajes una experiencia muchísimo más enriquecedora. En definitiva, podríamos decir que es "la cabeza "pensante y el artífice de nuestras aventuras.

¿Cómo os conocistéis?

Mel: Nos conocimos en un boliche (baile tradicional argentino) gracias a algunos amigos en común que teníamos.

Comenzamos a hablar, y uno de los primeros temas que salió fue los viajes y las aventuras. Seguimos hablando mucho a través de Messenger y poco a poco nos fuimos conociendo hasta que surgió el amor.

Y transcurridos unos meses, comenzamos a viajar y a realizar viajes por Argentina y después por muchos más países. Eso fue en 2008.

¿Hay algún sitio en particular que os gustaría volver? ¿Por qué países y zonas habéis viajado?

Mel: Nos encanta nuestro país, Argentina. Es una nación muy grande y tienes muchos paisajes e infinidad de áreas que visitar. Tanto el norte, como el sur de Argentina son lugares maravillosos.

Matty: En cuanto a los países y zonas que nos encantan, en primer lugar, las islas vírgenes americanas son absolutamente fabulosas puesto que la combinación entre las playas vírgenes, el agua cristalina y la exuberante vegetación hacen de ese lugar, una paisaje caribeño increíble.

Por otro lado, otro lugar que nos llamó muchísimo la atención y quedamos impregnados de su cultura y su filosofía de vida, fue Puerto Rico, que es una isla perteneciente a los Estados Unidos en el Caribe. Sin embargo, el ambiente que se respirar y palpa en Puerto Rico es muy diferente al de los Estados Unidos. En Puerto Rico, todo es fiesta, sangre latina, folclore, bailes latinos y, en general, un modo de vida que se asemeja muchísimo al de países sudamericanos y centroamericanos latinos. Luego los paisajes son también increíbles y la coyuntura económica y social es muy similar a la que nosotros nos gusta. Sin duda, un lugar para ir.

¿Hay algún instante que se os haya quedado grabado de vuestros viajes?

Mel: Es muy difícil quedarse con un momento en concreto puesto que hay tantas experiencias vitales que vives en los viajes... Sin embargo, sí que recordamos un instante en particular que fue maravilloso. Fue en las islas vírgenes caribeñas, concretamente, en las isla de Cinnamon Bay. Andamos alrededor de una hora y media por la selva hasta que llegamos a una playa, aquello era el paraíso. Estábamos nosotros dos solos con el azul turquesa del mar, el agua cristalina y la arena radiante que se reflejaba en nuestros ojos. En esa playa, sacamos una hamaca y la colocamos entre dos palmeras, nos tumbamos y tan solo vivimos ese preciso momento como si estuviéramos entrando por las puertas del cielo. Fue de tal magnitud el impacto que profirió ese momento en nosotros, que siempre que estamos cansados, agobiados o tenemos un día duro en el trabajo, recordamos ese momento con especial cariño y, sin duda alguna, nos ayuda a seguir adelante.

¿Cuál es vuestro método de transporte y disciplina viajera preferida? ¿Cuándo viajáis, preferís frecuentar zonas costeras, montañosas o ciudades?

Matty: Hasta hace poco, pensábamos que nuestro destino favorito eran las zonas con playa y selva o zonas costeras y al mismo tiempo montañosas. Sin embargo, últimamente nos estamos inclinando más por regiones de alta montaña o lugares en los que se puede practicas senderismo o trekking de altura. En referencia a nuestro medio de transporte habitual, varía dependiendo de las distancias y las zonas que visitemos. Normalmente, en nuestro país, solemos viajar en camioneta o en furgoneta puesto que es muy cómodo para desplazarse por Argentina. Sin embargo, si viajamos por otros países más lejanos, utilizamos el avión y nos movemos por tierra gracias a las camionetas o los vehículos que alquilamos. Lo que sí que es importante para nosotros es que estos automóviles tengan un buen maletero o un espacio amplio para poder cargar todo lo que necesitamos como tienda de campaña, mochilas, material para determinadas actividades en etcétera...

Mel: En general, nos gusta viajar por nuestra cuenta y no depender de nadie para poder movernos por los lugares que frecuentamos. No solemos hacer las típicas excursiones turistas ya que no nos gustan demasiado, aunque a veces es necesario para no perderse un punto de interés en el destino.

A no ser que las condiciones meteorológicas sean muy adversas, nos encanta la acampada aunque sean rutas de muchos kilómetros puesto que para nosotros, es parte de la aventura.

¿Cuáles son vuestras principales aficiones?

Mel: A mí me gusta mucho la fotografía y de hecho, estoy intentando profesionalizar más dicha afición a través de cursos on-line en estos tiempos de pandemia. También soy una apasionada de la lectura, ya que los libros enseñan muchísimas cosas y hacen que abras la mente.

Por otro lado, también me gusta mucho salir a correr y a andar ya que me encanta hacer deporte.

Matty: Soy un gran aficionado a todo lo que tenga que ver con el mundo de audiovisual. Me apasiona el vídeo, la fotografía, la captación y grabación de imágenes y vídeos con drones...

También me gusta mucho la escalada, el senderismo, el ciclismo. En definitiva, todo lo que sea moverse y no quedarse quieto.

¿Cuáles son los sitios y lugares en los que habéis tenido algún tipo de miedo?

Matty: En general, los lugares que hemos visitado no hemos corrido un gran peligro. Sin embargo, sí se me vienen a la cabeza dos o tres sitios en los que teníamos cierto riesgo.

La primera sería Guayaquil, que es una ciudad portuaria de Ecuador. Recordamos nuestra llegada a esta ciudad. Era una noche lúgubre, con la luna llena en lo alto del firmamento. Cogimos un taxi que nos tenía que llevar hasta el hotel en donde íbamos a pasar la noche. El conductor nos dijo que la ciudad no era segura cuando la oscuridad tomaba presencia en sus calles y por lo tanto, una vez llegamos al hotel, nos dirigimos a nuestra habitación y no salimos hasta el día siguiente.

Otro lugar en el que tuvimos cierto temor a lo que pudiera pasar fue la localidad de Pasto en Colombia. Nos dijeron algo similar a lo que nos contaron en Guayaquil. Nos recomendaron no salir después de las seis o siete de la tarde ya que, Pasto no es una zona turística y corres un mayor riesgo de que te puedan agredir o robar. Por lo tanto, compramos provisiones y nos quedamos en el hotel hasta el día siguiente.

Por último, cuando hicimos nuestro viaje a Río de Janeiro, en Brasil, subimos hasta el legendario Cristo Redentor. La bajada normalmente se hace en taxi o en teleférico. Sin embargo, nosotros la decidimos hacer andando. La verdad es que no tuvimos ninguna experiencia en la que corriésemos peligro ya que íbamos de día y eran carnavales. Sin embargo, sí que estábamos en constante alerta por lo que pudiera pasar debido a la información e historias que todos conocemos de las Favelas.

Mel: La verdad es que nos solemos meter por lugares que no son turísticos. Y es por ello, que muchas veces sabemos que corremos un peligro extra frente a los turistas que solo pasan por los sitios menos peligrosos y en los que no suele haber riesgo alguno. Por lo tanto, nos gusta informarnos mucho de las zonas por las que concurrimos para saber a reaccionar ante cualquier imprevisto.

¿Cuáles son los lugares en los que habéis conocido a más viajeros que hayan enriquecido vuestra experiencia? ¿Mantenéis el contacto con las personas que habéis mantenido

Mel: Una de las experiencias que recordamos fue en el carnaval de Río de Janeiro. Para esas fechas, Río se convierte en una ciudad mágica llena de esplendor, alegría, color y gente. Uno de los primeros días que estuvimos allí nos cruzamos con una pareja argentina. Como también viajaban ellos dos solos, comenzamos a hablar y se estableció una amistad entre nosotros de tal manera que, durante los días próximos, compartimos muchos momentos en ese carnaval, fue algo increíble.

También solemos viajar mucho en grupo con amigos de toda la vida y nos lo pasamos muy bien. Normalmente, solemos mantener un contacto con las personas que nos encontramos a lo largo de nuestras aventuras a través de las redes sociales, como por ejemplo, Instagram. De hecho, también conocemos a viajeros por dichas redes. En definitiva, la tecnología nos encanta porque podemos estar conectados y en comunicación con muchos viajeros.

¿Hace cuánto que empezastéis en Instagram y You Tube? ¿Qué consejos daríais a un viajero que va a empezar en estas redes sociales?

Matty: En Instagram empezamos en Octubre de 2019. Cada uno tenía una cuenta personal en la que compartía fotos de todos nuestros viajes. Puesto que teníamos muchas fotos de tantos lugares y países que hemos visitado, la idea fue poder compartir dichas fotos con el mayor número de personas posibles. Y por ello, nos creamos dicha cuenta.

Yo me dedico un poco más a la parte de fotografía mientras que Mel se dedica a "la parte literaria" y la de responder los comentarios.

En cuanto a You Tube, lo cierto es que lo tenemos mucho más abandonado puesto que es muy complicado tener una continuidad.

A un viajero que quisiera empezar en este mundillo de las redes sociales, le recomendamos que sea constante, que interaccione con sus seguidores, que suba historias y fotos con frecuencia, que utilice los hastags y las herramientas SEO. Y en definitiva, que disfrute haciéndolo, eso es, sin duda, lo más importante.

¿Os gustaría tener una página web o un blog?

Matty: Lo cierto es que estas últimas semanas lo hemos estado pensando y mirando. Es, sin duda, uno de nuestros proyectos a futuro. Sin embargo, aún tenemos que sentar mucho más la idea y saber cómo lo queremos hacer, tiempo al tiempo.

Mel: Además hace unos pocos días, hemos hecho una colaboración para un blog y una revista virtual. La verdad es que el artículo quedó muy bien y nos gustó bastante la experiencia de escribir en una web.

¿Qué consejos les daríais a personas que quieren comenzar a viajar ya sería a tiempo parcial o a tiempo completo?

Mel: Si viajáis a tiempo parcial, recomendamos tener un trabajo y una vida flexible. Es decir, si tenéis un empleo en el que se pueden elegir los días de vacaciones o podéis tomaros 15 días para viajar, la verdad es que eso es lo ideal.

Es cierto que cuando éramos más jóvenes nuestros viajes duraban algunos días más debido a que no teníamos tantas responsabilidades. Actualmente, viajamos mucho, sin embargo, como máximo unos 15 días, cuando hace unos años, hemos llegado a hacer viajes de un mes.

En definitiva, recomendamos viajar, aunque sea solo una vez en la vida, ya que realizar un viaje nunca será tiempo perdido. Siempre hay un modo y una forma para compaginar tu vida con los viajes.

¿Qué le recomendaríais a una persona que quiere ser nómada digital, es decir, vivir del viaje y de la aventura?

Matty: Si te organizas y sabes cómo viajar, no es caro. Hay muchas personas que viajan gracias a trabajos temporales que realizan a lo largo de un viaje o aprovechan sus habilidades para utilizarlas y ganar dinero.

Luego, también es importante saber de antemano los hospedajes ya que el hospedaje es una parte muy importante de la aventura.

En resumen, aprovecha lo que sabes hacer, haz trabajos temporales y en definitiva, busca la manera, siempre la hay.

Mel: También se pueden buscar voluntariados o algún tipo de actividad que te pueda dar hospedaje a cambio, de realizar algún tipo de acción solidaria

¿Qué le diríais a una persona que quiere cumplir sus sueños viajando?

Matty: Al principio, que no haga viajes muy largos tanto en duración como en recorrido, que conozca y contacte con personas viajeras y que empiece a probar distintos modos de viajar. En definitiva, que salga pero con cabeza.

Mel: Si os gusta viajar hacedlo, vais a aprender una barbaridad y será una experiencia vital increíble. Viajar nunca es tiempo de perdido. Siempre hay tiempo de volver.

¿Qué pensáis de nuestro proyecto, LA GRAN TRAVESÍA?

Matty: Prepararos muy bien, preparad muy bien los caballos, conoceros muy bien y disfrutad de cada momento porque es una aventura única, sin duda alguna.

Mel: Haced varios viajes con todos los integrantes del grupo para conoceros de primera mano.

Y hasta aquí la entrevista a Matty y Mel, de Traveleandola. Recordad que tenéis su canal de You Tube y su página de Instagram, en los dos botones de debajo. Muchas gracias, por haber leído esta entrevista.

Como siempre os decimos, que los vientos os sean favorables en vuestras futuras travesías, un abrazo enorme y hasta el próximo post !!!

Entrevista a "Algo que recordar"

Muy buenas aventureros !!! ¿Qué tal estamos? Esperamos que estéis todas y todos genial porque os traemos una de las mejores entrevistas que hemos hecho en nuestro blog. Hoy, tenemos el placer de presentar a Lucy y a Rubén del portal web algoquerecordar.com.

Rubén y Lucy son dos grandes aventureros que dieron la vuelta al mundo a partir de 2013. Han recorrido más de 100.000 kilómetros visitando gran variedad de países y culturas distintas desde las grandes pirámides de Egipto hasta las islas paradisíacas de Filipinas.

Antes de comenzar esta gran aventura, nuestros dos protagonistas se dedicaban al mundo de la publicidad y del marketing. En 2013, decidieron abandonar su antigua vida y comenzar a cumplir su sueño que tenían desde hace mucho que era dar la vuelta al mundo.

Durante su gran viaje han conocido paisajes, culturas, tradiciones, costumbres y personas de lo más diversas y variopintas posibles. Ellos definen la experiencia de la vuelta al mundo como un viaje que les ha cambiado su visión de la realidad y ha transformado completamente sus personalidades.

Actualmente y una vez concluida su vuelta al mundo, realizan viajes a diversos países con su hijo, Koke, que es un aventurero de "pura cepa" desde que nació y que acompaña a sus padres a todas las travesías que ellos realizan.

Una vez presentados nuestros tres protagonistas, que mejor manera de de seguir conociéndolos que a través de sus propias palabras y experiencias. Esperamos que os guste esta gran entrevista en exclusiva para todos los seguidores de nuestro blog !!! Vamos con ella !!!

¿Qué os llevo a hacer la vuelta al mundo?

-Lucía: Antes de conocernos, los dos ya teníamos el sueño de dar la vuelta al mundo. Siempre hemos crecido con "La vuelta al mundo en 80 días" de Julio Verne y otras travesías de grandes exploradores que nos han inculcado la ilusión de hacer ese gran viaje realidad. Nosotros trabajábamos en el mundo publicitario juntos y poco a poco fueron saliendo en diversas conversaciones nuestras aficiones gustos e inquietudes y vimos que teníamos ese sueño en común

-Rubén: A pesar de que compartiésemos ese sueño, teníamos ideas muy diferentes de llevar a cabo ese gran viaje. La vuelta al mundo que yo tenía en la cabeza era más cara que la de Lucy.

-Lucía: Mi proyecto era más barato ya que yo seguía a viajeros que habían dado la vuelta al mundo con un presupuesto aproximado de 5.000 a 6.000 euros. Al final, para intentar llevar a cabo nuestro sueño, decidimos iniciar la búsqueda de diferentes métodos y fórmulas intentando llegar a puntos en común. Además, por aquellos años había estallado una crisis económica en España que afectó de manera muy negativa al mundo de la publicidad. No estábamos a gusto en nuestro trabajo y ese fue el declinante por el que al final, decidimos llevar ese gran sueño a la realidad.

-Rubén: Antes de dar la vuelta al mundo, hicimos un viaje de prueba de un mes a Vietnam y Camboya para conocernos un poco más y ver si dar la vuelta al mundo era viable desde un punto de vista de la convivencia entre los dos.

Definid vuestra personalidad brevemente

Rubén: Lucía es una persona encantadora, es un "amor". Tiene un gran "don de gentes" y siempre está dispuesta para realizar nuevos retos. No sé si debería contarlo aquí pero, es una persona que siempre me ha apoyado en todo y que siempre está ahí. Lo que más me ha costado es ser su novio y como podréis imaginar... Ahora que está aquí no la voy a dejar escapar. Es también una gran madre de nuestro hijo Koke y la mejor hermana e hija que puede tener su familia. En definitiva, lo tiene todo.

Lucía: Rubén es una de las personas más creativas que he conocido. Yo lo definiría cómo un "Leonardo da Vinci" del siglo XXI. Tan pronto hace fotos como vídeos y guiones. Es una persona detallista y que prácticamente todo lo hace bien. Es alguien pragmático, observador, soñador y racional. Yo la definiría como la cabeza fría de nuestro proyecto. Es alguien que sabe administrar y gestionar muy bien cualquier tipo de situación.

Rubén y Lucía: Somos personas apasionadas y que nos encanta lo que hacemos. Y hoy en día, eso es muy importante para conseguir cualquier tipo de objetivo y/o meta. En definitiva, Lucy es "el corazón" de este equipo y la persona que hace que pasen cosas insesperadas en el viaje y Rubén es "la cabeza", es decir, la parte más racional y que planifica todo meticulosamente.

¿Cuáles son vuestras principales aficiones?

Rubén: No tenemos una afición o hobby específica ya que como nosotros estamos muchísimo tiempo viajando, no haces las mismas cosas en Islandia que en Egipto. Nuestro principal "hobby" es Koke ya que es un niño muy pequeño y tenemos que cuidar muy bien de él. Sí que es verdad, que nos encantan las fotos y los vídeos pero tampoco tenemos una afición determinada y única como tal.

Lucía: Somos muy cambiantes. Tan pronto hacemos Surf como hacemos ciclismo, alpinismo o senderismo. Sí que es verdad que soy una apasionada de las diferencias culturales entre distintas personas, aunque tampoco lo definiría como una afición sino como una inquietud que me hace seguir viajando por el mundo. En definitiva, "somos aprendices de todo y maestros de nada".

¿Qué significa para vosotros y que repercusiones ha tenido el cortometraje titulado "El síndrome del eterno viajero"?

Rubén: "El síndrome del eterno viajero" significa mucho para nosotros ya que ha sido el punto de inflexión. Grabamos las filmaciones que aparecen en este vídeo en el viaje de prueba, antes de la vuelta al mundo sin ningún tipo de intención de luego realizar un corto. Después de ello, tuvimos la idea de hacer un corto y finalmente, fue ya un tiempo después cuando lo publicamos en Youtube. El vídeo se hizo viral de un día para otro. Gracias a este , cambiamos la ruta de nuestra vuelta al mundo y comenzamos a recibir correos electrónicos, entrevistas de medios de comunicación. Incluso hemos llegado hacer una segunda parte del "El síndrome del eterno viajero" en la que contamos cómo ha sido la vuelta a nuestra casa después de la vuelta al mundo.

¿Teníais miedo antes de empezar el viaje?

Lucía: Miedo seguimos teniendo. Eso creo que nunca se pasa. En su día, tuvimos muchísimo más miedo ya que era un cambio en la dinámica de nuestras vidas bastante importante ya que cambiábamos un trabajo estable en la publicidad con un buen sueldo y una vida resuelta por un proyecto que nos ilusionaba mucho pero que iba a cambiar nuestras vidas por completo. Este miedo también se acrecentaba de alguna manera por los comentarios de nuestros amigos, familiares y conocidos que describían situaciones hipotéticas no muy optimistas. A estos comentarios, en su momento, no teníamos una respuesta ya que no sabíamos cómo iba a ser el viaje. Las respuestas a esos miedos se responde en el mismo viaje. Son miles de factores incontrolables. Por ello, hay que tener la capacidad para solucionar las respuestas en el camino. El miedo es algo humano y por ello, es lo que te hace estar alerta. Sin embargo, el miedo en el momento en el que se convierte en pánico se convierte en algo negativo.

¿Cuándo y por qué abristeis el blog de "algoquerecordar.com"?

Rubén: Lo abrimos dos meses antes de irnos, es decir, en mayo de 2013. No teníamos ninguna pretensión económica, logística o comercial, era simplemente para que los amigos y la familia supieran por los países y lugares por los que pasábamos. También nos apetecía contar nuestra historia y nuestro proyecto. Además, fue el mismo día que estrenamos en Madrid el cortometraje del "Síndrome del Viajero Enterno". Actualmente, damos algún consejo que otro de viaje pero sobretodo inspiramos a la gente y queremos que se animen a viajar con nosotros. Escribimos para nosotros y para la gente que nos lee.

Lucía: No tiene un objetivo comercial pero sí que es un escaparate que muestra a la gente que tipo de cosas podemos hacer.

¿Cómo y qué es el artículo "Qué hacer cuando los sueños se acaban"?

Rubén: Este artículo es un concepto. Es un artículo en el que contamos nuestra reflexión cuando ya hemos acabado la vuelta al mundo. Y lo que queremos con él, es inspirar. Lo bonito es poder decir que los sueños se han acabado porque eso significa que los has cumplido y que has hecho realidad lo que desde pequeño estabas deseando.

¿Qué significa para vosotros soñar y qué le diríais a una persona que quiere cumplir un sueño?

Lucía: Soñar es lo que nos hace humanos y eso es lo que nos diferencia de los animales. Todos los hombres que han hecho cosas que se han salido de contexto y han inventado algo nuevo eran grandes soñadores.

Rubén: Algo dentro de ti te dice siempre que puedes cumplir ese sueño. Cuando cumples un sueño, no hay ningún sentimiento que se pueda comparar a esa situación. La energía que proyectas en ese momento es algo increíble y que te da una gran energía vital. De hecho, en el momento en el que cumplimos nuestro sueño de la vuelta al mundo hicimos los mejores artículos de nuestro blog y estos han inspirado a mucha gente a perseguir sus sueños. Actualmente, queremos que Koke sea una persona soñadora y que nosotros seamos parte de esos sueños.

¿Cómo os ha cambiado vuestro gran viaje?

Rubén: El cambio es increíble. No solo es un cambio por dentro sino que también es la forma de ver la vida en general. Una persona es muy difícil que cambie radicalmente. Por ejemplo, yo era y sigo siendo una persona impaciente e inquieta. Sin embargo, tengo otro tipo de prioridades que antes me daban igual y antes tenía unas prioridades que ahora ni se me pasan por la cabeza. En general, mi mundo estaba limitado a un horario, al trabajo, en general, a la vida cotidiana. Ahora, nuestra visión del mundo es más general y siempre estamos con una sensación muy optimista y creemos que el futuro nos deparará cosas muy buenas. También es una sensación de que podemos conseguir todo lo que queramos y podemos ser felices. Eso es lo más importante que hemos aprendido en estos años que hemos estado viajando.

¿Cuál ha sido vuestra mejor y peor experiencia en la vuelta al mundo ?

Rubén: La peor la tenemos muy clara. Sin embargo, la mejor es muy difícil ya que hemos estado en tantos países y lugares que nos han aportado tanto que es muy difícil quedarse con uno en concreto. Nos ha encantado Uyuni, Yellowstone, estar delante de una jirafa, conocer a personas interesantes y buenas... Todo influye de alguna manera en que esos momentos sean únicos, increíbles e irrepetibles. De hecho, de eso se trata el viaje de tener muchos momentos buenos.

La peor experiencia fue en una selva de Malasia. Fuimos un poco inexpertos y nos adentramos en la jungla más antigua y una de las más salvajes y peligrosas del planeta por el camino más difícil. Comenzó a llover y después de muchas horas dando vueltas dentro de la selva nos perdimos. Por un momento, pensamos que no saldríamos de ese sitio. Tuvimos que pasar la noche en un árbol con lluvias torrenciales y con todo lo que esa situación conlleva. Esta situación fue horrible, sin embargo, nosotros fuimos causantes de esa situación. Es decir, no hubo ningún otro factor externo o ajeno que provocara esa mala experiencia sino que fue nuestra propia inexperiencia la que nos llevo a esa situación.

Lucía: Otro momento malo fue también en las Filipinas. Cogimos un barco muy pequeño y poco estable y pensábamos que se iba a hundir, aunque al final, no pasó nada. Sin embargo, lo bueno de un viaje es que haya habido tantas experiencias positivas. Yo soy de las que piensa que nada que te haya podido pasar durante la aventura es malo, si puedes vivir para contarlo. Porque al fin y al cabo aprendes una auténtica barbaridad de esas experiencias para no volver a repetirlas y por lo tanto, son una enseñanza que te da la vida y el viajes para no repetir tus mismos errores.

También de alguna manera es muy interesante mencionar lo que muchos viajeros pensamos. Y es que una persona no sabe lo que es capaz de hacer hasta que se encuentra en esa situación. Por ejemplo, con la comodidad de tu casa, puede parecer imposible que pases una noche durmiendo encima de un árbol en la selva más antigua del mundo con una lluvias muy fuertes o puede ser también impensable que duermas toda una noche en el suelo de una estación de trenes. Sin embargo, cuando estás en esas situaciones, te das cuenta de la cantidad de cosas que somos capaces de hacer y que posteriormente, todo está en su lugar y ha transcurrido con normalidad. En definitiva, no te ha pasado nada.

Rubén y Lucía: Respecto a las experiencias del viaje, también son los problemas que tienes en la travesía. Por ejemplo, puedes ir con todo planificado para ese día y tener organizado todo lo que vas a hacer y de pronto, pierdes la cartera. En esa circunstancia, va a haber gente que te va ayudar y vas a conocer personas maravillosa. Y es que en nuestra sociedad, no es tan indispensable la ayuda ya que todo está relativamente operativo y listo para funcionar para que no tengas ningún problema de cualquier tipo. Por ejemplo; los transportes públicos funcionan, la educación y la sanidad también... Sin embargo, en otros países donde no tienen tantos recursos y tantas facilidades, la única forma de salir hacia adelante es con la colaboración y la ayuda de las demás personas. Somos una especie que ha sobrevivido gracias a la colaboración, y por lo tanto, este lección de viaje nos quitó nuestro ego ya que no es ninguna deshonra pedir ayuda a los demás, al contrario, ayudar y colaborar te hace siempre mejor persona. En definitiva, las experiencias del viaje ya sean buenas o malas aportan una gran confianza, seguridad y facilidad para poder resolver situaciones futuras ya sea en el viaje o en la vida cotidiana.

¿Alguna anécdota curiosa sobre vuestro viaje?

Rubén: Una anécdota curiosa fue la de Kuala Lumpur, en Malasia, nos escribió un chico que parece ser que nos leía y nos invitaba a comer para conocernos. Accedimos y comenzamos a hablar. Después de una charla extensa, este chico nos contó que era vendedor de armas a Estados. Por un momento, pensamos en levantarnos e irnos, pero no sabíamos muy bien que hacer debido a nuestra sorpresa ante tal declaración que nos contó. Fue una situación muy extraña. El chico era majo pero, en ese momento, no sabíamos muy bien que hacer.

¿Qué le diríais a una persona que quisiera dar la vuelta al mundo?

Rubén: Nada, que lo haga. Cada uno tiene una situación económica, familiar y un entorno distinto, sin embargo, si se lo plantea, puede. Hace falta menos dinero del que parece, también depende de la forma que la quieras hacer. Nadie que conozcamos nosotros se ha arrepentido de hacer la vuelta al mundo. Sabemos que impone, qué es algo difícil. Lo difícil es comenzar, y dar el salto de comenzarla ya que da mucho vértigo, ese es el momento clave en la que la harás o no. Si tu sueño es llegar al otro lado, adelante, hazlo.

¿Cómo es Koke y cómo se toma esto de viajar tan a menudo?

Lucía: Él es un niño normal que ha llegado al mundo con "su folio en blanco" para escribir su vida como todos los niños. Koke cree que todo el mundo es así, es decir, que va de un lado a otro viajando y visitando muchos lugares. Koke está acostumbrado a relacionarse con personas que pertenecen a muy diferentes culturas. No le tiene miedo a la gente, no se desequilibra ya que no está acostumbrado a una rutina ya que tiene una vida muy cambiante. No echa de menos una cama en concreto, un baño en una ducha específica. El único común denominador es que siempre estemos nosotros al lado de él. Koke ha conocido muchas culturas, tradiciones, costumbres, paisajes. Sabe desde lo que es el Ramadán en Egipto hasta lo que es el frío de Islandia. También, Koke genera un montón de situaciones nuevas y nos abre muchas puertas que sin él, no se abrirían. En definitiva, es como nuestro "pasaporte".

Rubén: Para que os hagáis una idea, Koke ha estado en 18 países, ha dormido en más de 150 camas diferentes y ha cogido ya 66 aviones la mayoría de ellos de más de 7 horas de vuelo. Para él, la rutina es que no hay rutina cotidiana y su vida es el viaje con lo que entiende perfectamente los conceptos de mundo, de lejanía, de viajar, de que hay sitios muy diversos. Hace dos días nos dijo "¿Nos vamos de viaje?" ya que es a lo que está acostumbrado ya que su vida es eso. Por lo tanto, es uno más en el equipo. En definitiva, es "puro viaje". Cuando esteis viajando y veáis niños viajeros lo entenderéis, son niños que ven el mundo de otra manera y que tienen una gran capacidad de adaptación.

¿Le impresionó a Koke las pirámides de Keops, Micerino y Kefrén en Giza?

Lucía: Él percibe como nosotros las maravillas del mundo y también se impresionó mucho. A él le impactaron muchísimo, de hecho, si ahora ve un objeto que tiene en forma de pirámide siempre dice: "Mira, ¡Una pirámide!". Obviamente, no tiene la información de la carga histórica que son las pirámides de Egipto. Para Koke, las pirámides es la experiencia que se llevó ese día dentro de las mismas. Para él, entrar en el interior de las pirámides fue como una especie de laberinto en la que vas pasando pasillos muy largos, habitáculos muy pequeños en los que hace mucho calor... De hecho, siempre que nos cruzábamos con gente, las personas se quedaban atónitas de cómo un bebé podía estar recorriendo las pirámides que a ellos les estaba costando tanto atravesar. En definitiva, su percepción de las pirámides y del mundo es experimental, es decir, un punto de vista diferente al nuestro pero no por ello, no se da "cuenta" de lo que le rodea.

Rubén: A Koke, le encanta conocer sitios nuevos y le encanta viajar ya que está muy acostumbrado. Hicimos un cortometraje en el que exponíamos que a Koke siempre se le quedaría esa esencia del viaje aunque después, no se acuerde de los detalles específicos. Y esa esencia, se convierte en una felicidad desbordante. Además viajar con él, es ahora mismo nuestra vida y parte de la suya, luego ya hará su vida como quiera, pero el momento para que disfrute con nosotros es este y que mejor forma de hacerlo que viajar. Mucha gente nos critica diciendo que Koke no se va a acordar de nuestros viajes, pero, si es por esa regla de tres ¿Por qué damos besos a los niños? ¿Por qué llevamos a los niños con sus abuelos? ¿Por qué los llevamos a los cumpleaños o al parque? Si "Total, no se va acordar". Por este razonamiento, para nosotros, esa frase y esa crítica nos parece muy absurda y vacía. Lo que está viviendo Koke sabemos que él se acuerda de ello porque está feliz, y eso es más que suficiente.

¿Se puede vivir viajando?

Lucía: Sí, se puede. Cada vez el mercado va dirigiéndose y está encaminándose a proyectos y una persona para trabajar viajando necesita la red y un dispositivo electrónico. Eso es lo que se llama ser "nómadas digitales". Nosotros, por ejemplo, al venir del mundo publicitario nos dedicamos a hacer fotos, cortometrajes y vídeos para marcas o distintas compañías de viajes... No es algo fácil, pero con trabajo y esfuerzo todo se consigue y hay que renunciar a algunas cosas. Hemos visto a gente que trabajaba de traductor, cocinero, músico, profesor de inglés... En definitiva, con creatividad, sacrificio y trabajo se puede vivir viajando.

¿Que consejos podéis darnos para llevar a cabo nuestro proyecto, "La Gran Travesía?

Lucía y Rubén: Nos parece un proyecto creativo e increíble. Sin embargo, tenéis que hacerlo más pronto porque de aquí a cinco años pueden pasar muchas cosas. De todas formas, sabemos que lo vais a conseguir así que mucha suerte que soñando y trabajando se consigue todo

Esperamos que os haya gustado todo lo que Rubén y Lucía os han contado en esta entrevista y que os hayan motivado para perseguir vuestros sueños. Os dejamos su blog "algoquerecordar.com", por si lo queréis visitar y conocer a esta Lucía, Rubén y Koke a fondo. Os lo recomendamos encarecidamente !!!

También os dejamos los dos cortometrajes "El síndrome del eterno viajero ", "Hasta la felicidad siempre" y la publicación "Qué pasa cuando ves que los sueños se te acaban" en los siguientes botones.

Os dejamos nuestro Instagram de "Aventureros Viajeros" aquí, ya que estamos subiendo cosas de viajes y motivación cada día muy interesantes.

También os comunicamos, que esta entrevista la tendréis en nuestro canal de You Tube completa en las próximas semanas. Os recomendamos que la veáis, os sorprenderéis !!!

Por nuestra parte, nada más, esperamos que os haya encantado esta gran entrevista y nos vemos en el siguiente post. Como siempre, os decimos, que los vientos os sean favorables en vuestras futuras travesías. Un abrazo y hasta pronto !!!

Los viajes y las aventuras de Javier Colorado

Muy buenas Aventureros Viajeros y bienvenidos de nuevo a nuestra web. Hoy, traemos una entrevista absolutamente increíble a nuestra página web. Puede que junto a la entrevista de Isaac, esta sea sin duda, una de las mejores publicaciones que os hemos traído al blog. Hoy, entrevistaremos al gran aventurero Javier Colorado, el hombre que cruzó en canoa el Amazonas, se recorrió todo el mundo en bicicleta y nadó más de 120 km por las costas de Ibiza... Antes de comenzar la entrevista, agradecemos de antemano la gran amabilidad y atención que Javier nos ha dado en todo momento para que os podamos traer estas increíbles experiencias de viaje que nos enriquecen y nos motivan para seguir persiguiendo nuestros sueños

Javier Colorado soñador, aventurero, madrileño e ingeniero químico. Se define como una persona amante del deporte, de la naturaleza, de los viajes, de la música... En fin, una variedad de aficiones. Al acabar la carrera de ingeniería se planteó hacer realidad sus objetivos y metas y con el dinero que tenía ahorrado, se lanzó a la aventura con Bucéfalo, su bicicleta. Pero no a cualquier aventura, el 1 de octubre de 2013 partió desde la puerta del Sol en Madrid para realizar la vuelta al mundo en bicicleta. Parece una fantasía, pero sí, Javier terminó y completó su aventura el 7 de diciembre de 2015. Durante su viaje, recorrió más de 45 países por Asia, África, América, Europa... Alcanzó temperaturas extremas de -20C a 55 grados, pedaleó con una altura máxima de más de 4500 metros. Y todo esto fue durante sus 1159 días de viaje. Sin embargo, Javier no se quedó solo con la vuelta al mundo, cautivado por el Amazonas, se decidió navegarlo en una canoa construida por sus propias manos. Durante sus más de tres kilómetros de recorrido en su canoa, acampó en la selva muchísimas noches, observó sus cielos, conoció su fauna y flora, conoció a las personas que siguen viviendo a día de hoy en lo más profundo de la selva... Aún por si fuera poco, durante este año 2018, Javier volvió en una tercera aventura para así culminar su triología. Nadó más de trescientos kilómetros en poco más de mes y medio en Zanzíbar (Tanzania). Y esto no es lo más extraordinario de esta última travesía. Javier hizo Zanzíbar a nado sin ayuda de nadie y sin practicamente asistencias durante su viaje. Pero esto no es todo, también nadó por las costas de Ibiza durante variós días un tiempo después de no poder culminar la aventura de Zanzíbar debido a una serie de problemas muy graves con la policía de aquel sitio.  Yo creo que ya va siendo hora de pasar a la entrevista  después de presentar a este gran aventurero. Él lo relatará mucho mejor que nosotros en la entrevista. Adelante Javier !!!

Defíneme en pocas palabras quién es Javier Colorado

-Un madrileño normal y corriente, que un decidió hacer realidad sus locos sueños.

¿A qué edad empezaste a viajar?

-Mi primer viaje fue con 18 años. Fue un Interrail por Europa con mis amigos…vivimos muchas locuras aventuras, eso de viajar tranquilos no era lo nuestro. Desde entonces siempre que podíamos organizábamos escapadas de fin de semana y cada poco tiempo había nuevos viajes pendientes. Hasta que llegó el día que Europa se me quedó pequeño y tenía ganas de más.

¿Cuáles son tus mayores aficiones?

-Muchas la verdad. La más relevante es que desde hace 14 años hago deporte todas las semanas. Mi momento favorito cuando estoy en Madrid, es salir a correr una hora, escuchar música y desconectar de todo.

La imagen puede contener: una persona

¿Por qué empezaste a viajar largas distancias?

-Con 20 años empecé a soñar con darme la vuelta al mundo. Siempre que pensaba en vivir esta experiencia me ponía muy feliz al imaginar la idea de descubrir, conocer, experimentar y de afrontar el reto de hacerlo sólo y en bicicleta. Así que tomé la decisión de hacer realidad esa felicidad. Terminé la universidad a los 25 años, hice mis prácticas de empresa, ahorré algo de dinero, preparé el viaje lo mejor que pude y con 27 años me lancé a la aventura.

¿Qué pensaban tus amigos y familiares cuando les decías que querías hacer el viaje por el Amazonas o la vuelta al mundo?

-Una mezcla entre que estaba loco y envidia sana. La noticia despertó muchas bromas, admiración y apoyo.

¿El dinero es un factor determinante para viajar? ¿Cómo se puede viajar sin tener un gran presupuesto?

-Para la vuelta al mundo salí de casa con menos de 8.000 €, y lo que marcó la diferencia fue el apoyo de la gente.

He recibido apoyo de forma constante, de la familia, amigos, los followers y de las personas que conocía a diario. Una de las lecciones más hermosas de esta experiencia fue que el 99,9% de la gente que he conocido tiene un corazón que no le cabe en el pecho. La hospitalidad es internacional, no entiende de cultura, religión o pasaporte, y lo que más choca es que cuanto más pobre y humilde sea el país, más hospitalarios son. Recuerdo perfectamente las palabras de una familia que me invitó a comer, me dijeron: “Sabemos lo que es pasarlo mal, y ahora que nos van mejor las cosas, lo poco que tenemos lo compartimos”. Son experiencias que jamás olvidaré.

En las aventuras siguientes tuve la suerte de contar con el patrocinio de Glenfiddich, una de las marcas de whisky más galardonada del mundo. Fue todo un orgullo convertirme en un Maverick.

La imagen puede contener: árbol y exterior

Elefante con el que se encontró Javier.

 

¿Cómo es el Amazonas y cómo fue tu experiencia allí?

-Complicado resumir la respuesta, así que me voy a centrar en cómo es el río.

El Río Amazonas tiene varios kilómetros de ancho, la selva no tiene montañas y es prácticamente llana, la amplitud que ves a tu alrededor es desmesurada, sobre todo cuando se aproxima una tormenta. Se aprecia perfectamente cómo se acerca la cortina de lluvia, cada vez más y más cerca, como avanza hasta que en un segundo pasas de estar seco a estar bajo la ducha, es increíble. Aunque si la tormenta arrastraba fuertes vientos ya no tenía tanta gracia. El viento forma un oleaje que tambaleaba la canoa como si fueran de papel y las inundaba sin piedad. Cuando la tormenta me alcanzaba en el centro del río, el fuerte oleaje me obligaba a remar kilómetro y medio hasta la orilla para evitar irme a pique. Eran momentos de pura adrenalina.

 

Javier Colorado en el Amazonas.

 

 

¿Qué llevas en el equipaje?

-Pues de todo amigo. Varía dependiendo de que tipo de aventura emprenda, pero no falla nunca la tienda de campaña, el saco de dormir, la esterilla, un botiquín que rara vez uso, pero que siempre llevo, un buen cuchillo y ganas de conocer nuevos lugares y gente interesante.

¿Acampabas con frecuencia?

-Siempre es mi primera opción y si te sabes organizar se vive muy bien en una tienda de campaña. Siempre, cuando terminaba el día me decía a mí mismo: “¡A montar el chiringuito!”. Me encanta preparar un buen campamento con una hoguera que acompañe las solitarias noches.

¿Cuál ha sido tu mejor momento durante tus travesías?

-Que complicado me resulta elegir uno de tantísimos que he vivido.

Bufffff ha sido todo! Todo el viaje ha merecido la pena, lo he vivido todo, lo he sentido todo…sería tan larga la respuesta que solo puedo resumirla diciendo que todo ha merecido la pena, en especial África, un continente que me ha cautivado.

¿Cuál ha sido tu peor momento durante tus travesías?

-Pues mira, ha habido muchos, pero siempre le he sabido sacar el lado positivo a todo. Quizás lo que más duro se me ha hecho es volver a casa y hacerme con la idea de que el viaje se ha terminado.

¿Cómo se afronta la soledad durante tus viajes? ¿Sientes miedo?

-El miedo forma parte de la vida e influye en muchas de las decisiones que tomamos, pero hay dos formas de enfocarlo: como una barrera entre nosotros y nuestros sueños, metas y objetivos, o como una llave. Sólo hay que dejar de decirnos «No puedo hacerlo» y empezar a preguntarnos «¿Cómo puedo hacerlo?». Es entonces cuando el miedo adquiere su enfoque más práctico, entendiéndolo así como una preparación. Cuanto más miedo nos da hacer algo más nos preparamos, de tal forma que, cuando llegue el día de hacer realidad una idea, ya no sólo sentiremos miedo, sino que además podremos decir: «Estoy preparado».

Javier en el Amazonas.

 

¿Qué es lo que más miedo te da en la vida?

-De viaje siempre me dio mucho miedo pensar que algún ser querido pudiera necesitarme y no estar ahí para ayudarle.

¿Cómo son las gentes del Amazonas y qué es lo que más te ha sorprendido de sus culturas?

-Su gente. A lo largo de los 3000 kilómetros de viaje conocí comunidades muy sencillas, sin electricidad ni cobertura, y no importaba si eran Ecuatorianos, Peruanos, Colombianos o Brasileños…Quecha, Huaorani o Tikunas. Daba igual si eran pescadores, ganaderos, agricultores, un profesor o el jefe de la aldea, porque siempre me recibieron muy bien. Se dice rápido, pero significa mucho!

 

La imagen puede contener: una persona, primer plano y exterior

¿Alguna anécdota curiosa?

-Uno de los que más me gusta contar de mi vuelta al mundo fue un momento que viví en Bolivia. Ahí va!

Desde el pueblo de Colchani puse rumbo al mayor desierto de sal y a mayor altitud del mundo, el Salar de Uyuni. A medida que me aproximaba al “acceso”, me di cuenta de que estaba totalmente inundado, pero conseguí superar el obstáculo a base de pedales.

En ese momento tenía 75 kilómetros hasta la Isla de Inkawasi, situada en el centro del desierto salado. La llanura era eterna, el suelo firme y la sal crujía bajo las ruedas. Mi mayor enemigo fue el fuerte viento en contra que soplaba constantemente, no presté atención a lo lento que avanzaba porque no disponía de ninguna referencia geográfica a mi alrededor y el viento frenó mucho mi velocidad.

Con el atardecer me escudé en la esperanza de que el viento dejaría de soplar con la oscuridad, y abarcar los últimos 20 kilómetros hasta la rocosa Isla de Inkawasi sin complicación alguna, pero no fue así.

En pocos minutos estaba rodeado por la más profunda oscuridad, la temperatura cayó en picado hasta bajo cero, el viento sopló con más fuerza y mi avance fue lento bajo la débil iluminación de mi linterna. El verdadero reto había comenzado.

Mi velocidad media era de 7 Km/h y necesitaba pararme a descansar cada 30 minutos, a ese ritmo tardaría tres horas y media en llegar a la isla. Me detuve totalmente agotado cuando estaba a 10 kilómetros de llegar a mi objetivo. Dejé tumbado a Bucéfalo sobre la sal y me senté junto a él para que me protegiera del helado viento. Abrí una de sus alforjas y saqué una lata de cerveza que había reservado para celebrar una victoria que aun no había llegado. Apagué la luz de mi linterna y dejé que la oscuridad me envolviera por completo, estaba desesperado y sabía que dormir en la llanura era una invitación a la hipotermia. Dando el primer trago de cerveza alcé la cabeza y me quedé embobado con un espectáculo irrepetible, millones de estrellas, polvo cósmico y constelaciones saludándome. Comencé a reír a carcajadas, me levanté emocionado gritando al infinito mientras saboreaba la cerveza de la victoria.

En ocasiones olvidaba la gran aventura que estaba viviendo debido a la dureza de los retos que enfrentaba, pero cuando recordaba porque estaba allí, porque lo hacía, la adrenalina explotaba en mí y no podía dejar de sonreír.

Cuando levanté a Bucéfalo del suelo, lo hice convencido de mis dos opciones, llegar a la Isla de Inkawasi o llegar a la Isla de Inkawasi. A pesar del cansancio de la dura jornada, pedalee los últimos kilómetros con más fuerza que cualquier otro del día. Una inmensa roca se alzaba en la planicie salada, y con ella un refugio que frenaba el viento y me proporcionó el campamento perfecto para dormir sin congelarme. A la mañana siguiente pude seguir dos tradiciones de los cicloviajeros, tomar una foto utilizando la distancia como efecto visual y también pedalear desnudo.

La imagen puede contener: una o varias personas, cielo y exterior

¿Con qué animales te topaste durante tu viaje por el Amazonas y la vuelta al mundo?

-Si te los enumero no acabamos hasta mañana.

De todo amigo, he visto de todo. Pero el peor sin duda alguna es un humano al volante sin respeto por un ciclista, te lo puedo asegurar.

Javier en Zanzíbar.

 

¿Cómo cubrías temas como el alojamiento, la alimentación etc…?

-Es tan barato viajar, realmente tan barato, que el presupuesto no supera los 5 € diarios.

¿Prefieres la canoa o la bici para tus viajes?

-Pues me quedo con las dos. Ambas me han dado mucho, pero sin duda alguna Bucéfalo siempre permanecerá conmigo.

Diario Egipto Colorado on the road.4

Javier en el Templo de Luxor, Egipto.

 

¿Qué consejos le darías a una persona que quiere hacer lo mismo que tú?

-Todos nacemos con dos vidas, y la segunda empieza cuando nos damos cuenta de que solo tenemos una. Cualquier día es un gran día para empezar a luchar por un sueño, solo hay que despertarse por la mañana y decir: “Hoy voy a por ellos”.

¿Cuáles son tus próximos retos?

-Pues después de la vuelta al mundo y de cruzar el Amazonas en una canoa artesanal que fabriqué en una comunidad Quechua, viajé a Zanzíbar y bordeé 104 kilómetros de su costa nadando, sólo y sin asistencia, pero me acabaron deportando porque a las autoridades tanzanas les daba miedo que me comiera un tiburón. Cuando volví a España repetí la aventura, pero esta vez en Ibiza, y completé la vuelta a la isla en 20 etapas nadando 140 kilómetros.

Ahora vivo tranquilamente en Madrid y he colgado las botas durante una larga temporada. Después de 5 años viajando por todo el mundo y viviendo mil experiencias, ahora quiero estar en casa con mis seres queridos hasta que me vuelva a picar el gusanillo de la aventura.

¿Qué piensas de nuestro proyecto, La Gran Travesía?

-Me encanta, es una grandísima iniciativa. A por ello compañeros!!!

La imagen puede contener: nubes, cielo, moto, exterior y naturaleza

Javier en Zambia.

 

Esperamos que os haya gustado esta entrevista a un gran aventurero viajero y a una gran persona como es Javier. Para nosotros, ha sido un placer conocer su historia y traeros esta gran colaboración al blog. Gracias a gente como Javier, podemos seguir creciendo y mejorando para perseguir nuestros sueños y ayudaros a que cumpláis los vuestros. Antes de despedirnos, dejo aquí  la web de Javier por si lo queréis conocer con más profundidad (os lo recomendamos encarecidamente). Por nuestra parte nada más, recordad seguirnos en nuestro Instagram y en nuestras redes sociales... Hasta el próximo post y como siempre... Que los vientos os sean favorables en vuestras travesías !!! Hasta pronto !!!